Fisioterapia: Edema linfático y calor

Drenaje Linfático Manual en NaviaLa retención de liquídos en verano

La retención de líquidos o edema linfático es un trastorno metabólico que consiste en la acumulación de agua u otras substancias en el organismo.

Normalmente estas acumulaciones se producen en las piernas, en el abdomen o en las manos. Es muy típico que estas acumulaciones ocasionen hinchazones en las zonas distales de nuestro cuerpo,como son los tobillos.

 La acumulación de líquidos se produce por un desequilibrio  en el nivel de líquidos del organismo, cuando los vasos sanguíneos vierten demasiados líquidos sobre los tejidos corporales o cuando estos líquidos quedan retenidos en los tejidos y no vuelven a los vasos sanguíneos.

Esto mismo se produce cuando vasos linfáticos, además de transportar la linfa, son incapaces de transportar parte de los líquidos sobrantes.

SÍNTOMAS DEL EDEMA LINFÁTICO

Entre los síntomas más típicos y evidentes de un edema linfático tenemos sensación de pesadez en la piernas por la acumulación de líquidos, hinchazón en los tobillos, piernas hinchadas, abdomen hinchado e hinchazón generalizado en nuestro cuerpo.

Ante la presencia de un edema linfático instaurado durante un tiempo largo y con una localización puntual y extensa,que no disminuye,  deberemos buscar cuales son las causas físicas que lo están provocando, y entre ellas podemos encontrar: insuficiencia cardíaca, insuficiencia renal, alteraciones estructurales en los vasos linfáticos, varices, obesidad, embarazo, enfermedades inflamatorias como la artritis reumatoide, insuficiencia venosa, etc.

Sin embargo, son muchos los pacientes que acuden a consulta por la aparición de edemas esporádicos y más difusos en sus extremidades, sobre todo en los tobillos, que provocan cansancio y pesadez de piernas, y que incluso interfieren en el descanso nocturno del paciente.

CAUSAS DEL EDEMA LINFÁTICO

Este tipo de consultas aumentan con la llegada del calor y del verano, las altas temperaturas acentúan los problemas circulatorios ya que provacan una vasodilatación en los vasos sanguíneos, lo que conlleva el paso de demasiados líquidos hacia los tejidos corporales y la aparición de edemas linfáticos; provocando una disminución en la calidad de vida de aquellos que lo padecen.

Otras de las causas que pueden provocar la aparición de edemas, son el uso de ropa inadecuada (demasiado apretada), la falta de ejercicio, medicamentos que produzcan un aumento de la tensión arterial,la ingesta de sal y una mala alimentación; debemos de mantener una dieta equilibrada y sana, que sea rica en vegetales, fruta, legumbres, con abundante agua y líquidos; y evitar la ingesta de carnes rojas, alcohol y alimentos muy salados

Para prevenir y/o tratar este problema ocasional, en la Consulta de Fisioterapia Laura Fernández en Navia (Asturias) contamos con una de las mejores herramientas de prevención y tratamiento, el Drenaje Linfático Manual. Se trata de una técnica de masaje terapéutico que tiene como objetivo la activación del funcionamiento del sistema linfático, con el fin de drenar o desplazar la linfa.

Es un tratamiento de fisioterapia completo; consiste en suaves maniobras sobre la piel con una presión y dirección determinadas por la anatomía, fisiología y fisiopatología del sistema linfático. Se trata de una técnica tan específica, que algunos Fisioterapeuta especializada

Si tienes dudas sobre este tramtamiento o estás interesado/a en él, no dudes en ponerte en Contacto Consulta de Fisioterapia Laura Fernández